Internacional

VIDEOS I Pánico: Más de 130 pasajeros huyen de un avión luego que azafata gritara que iban a explotar

Una falla eléctrica en un avión de pasajeros obligó a una evacuación rápida de los tripulantes, en medio de gritos de las azafatas, quienes señalaban que el avión iba a explotar. Se desplegó el tobogán para la bajada con las turbinas aún encendidas, situación que provocó varios accidentes.
sábado, 27 de noviembre de 2021 · 14:21

Momentos de tensión vivieron los 132 pasajeros del vuelo 2751 de la aerolínea brasileña Azul, cuando la madrugada del pasado jueves, una parte de la tripulación de la aeronave les avisó, a gritos, que abandonaran inmediatamente el avión.

El hecho, tuvo lugar en el Aeropuerto Internacional de Merechan Rondón, en Cuiabá, en Brasil, cerca de las 02:00 de la mañana y con todos los pasajeros y pasajeras a bordo del avión, con esta a punto de despegar. 

Según reportaron medios locales, al recibir el aviso de la tripulación, los pasajeros entraron en pánico y desesperación, por lo que corrieron hacia las puertas de seguridad para lanzarse por los toboganes de emergencia cuando aún estaban encendidas las turbinas del avión.

En los videos que fueron grabados por pasajeros, se puede observar cómo actúan los pasajeros al escuchar el aviso, por lo que corren al pasillo en busca de la salida de emergencia para saltar por ellas hasta la pista del aeropuerto, el cual detuvo sus funciones de manera total por dos horas.

Según reportaron las autoridades policiales, varios pasajeros resultaron heridos en la evacuación con heridas medias y leves, además, de que dos mujeres, una de ellas estaba embarazada, resultaron heridas por lo que debieron ser trasladadas a un hospital cercano.

Finalmente, desde el aeropuerto indicaron que el problema que tuvo el avión y que no le permitió despegar fue una falla eléctrica. Debido a esta razón, el comandante del vuelo procedió a desalojar el avión, el cual pasó a mantenimiento y será sometido a una investigación. 

"Las azafatas empezaron a decir que el avión iba a explotar, que había que evacuar el avión y eso desató la desesperación. Nadie podía abrir la puerta", señaló la pasajera Juliana Amorim.

La pasajera señaló que durante la evacuación pudo ver a mucha gente herida, debido a que el tobogán trasero no tocó el suelo. "Cuando bajé por el tobogán la turbina estaba encendida, quizá por eso el tobogán no abrió de todo. Hubo personas que se cayeron desde arriba", finaliza.