En conversación con Martín Cárcamo

Karen Doggenweiler recordó el violento asalto que sufrió su hija: "Es como el eterno susto de que te despierten en la noche con una noticia terrible"

Su hija, Fernanda, fue atacada, mientras la comunicadora y Marco Enríquez-Ominami estaban en plena campaña por las elecciones.
viernes, 16 de abril de 2021 · 01:11

Karen Doggenweiler recordó el violento asalto que sufrió su hija mayor, Fernanda, en conversación con Martín Cárcamo en "De tú a tú". 

Todo partió cuando el rostro de Canal 13 le señaló que tenía entendido que una de sus hijas ya no vivía con ella. En ese momento ahí que la animadora contó que se trataba de Fernanda, quien se fue a vivir sola previo a la pandemia, y luego, comenzó a vivir con su pololo, en medio del confinamiento. 

Karen Doggenweiler contó que se sentía feliz por su hija y recordó cuando la asaltaron, mientras ella y su marido, Marco Enríquez-Ominami estaban en plena campaña, y tuvieron que suspender todo tras el ataque. "Fue terrible, es como el eterno susto de que te despierten en la noche con una noticia terrible. Fue exactamente así", partió contando. 

Karen Doggenweiler rememoró el asalto que sufrió su hija

La comunicadora recordó que una productora del matinal la llamó para informarle de la situación. "Pegamos un salto, estaban esperando un Uber, viene un auto, hacen el cambio de luces, pensaron que era el auto que ellos habían pedido, pero se bajan unos tipos", relató. 

Fernanda, por el susto, se cayó al suelo y los sujetos pensaron que no quería entregar sus pertenencias. Los sujetos comenzaron a pegarle para robarle su cartera y le partieron la cabeza con un arma. 

Estábamos súper preocupados, pero qué rabia, porque el tema de la seguridad es para todos, pero sobre todo para las mujeres, porque ahora hablamos tanto del toque de queda, pero las mujeres siempre hemos tenido toque de queda. Tu hija nunca va a poder estar a altas horas de la noche, de la madrugada, en la calle, porque siempre puede ser víctima. Probablemente, más víctima que un hombre”, esbozó.

Según contó Karen Doggenweiler, Fernanda quedó por mucho tiempo asustada. “Uno quisiera un mundo mucho más amable, no quisiera que fueran desconfiadas ni que tuvieran que cuidarse en exceso. Uno quiere que sean libres”, señaló, agregando que desde ese momento se acrecentó su miedo como mamá.

“Tengo dos hijas. Creo que las mamás nos preocupamos siempre, pero creo que en esto se mete harto el tema del género, aunque a mucha gente no le guste. Un hombre se preocupa de que le quiten el celular, pero a una mujer le pueden pasar muchas más cosas”, finalizó.